Greg Bradock Junior

Por  |  18 Comentarios


Otra vez, Greg Bradock Junior desafía a la industria y el comercio con sus observaciones punzantes y polémicas. ¿Quién estará dispuesto a escucharlo?

El original Greg Bradock es un personaje creado por el fundador de nuestra revista, Marcelo del Burgo. En el siglo XXI, toma vida su hijo, Greg Bradock Junior, para despertarnos del letargo en el que estamos sumergidos hace décadas.

EdB- ¿Cómo estás?

GBJ-Mirando cómo trabajan y también escuchando lo mucho que hablan…dicen lo mismo desde hace 50 años.

EdB- ¿Cansa escuchar siempre lo mismo?

GBJ- No sé si cansa pero hablan tanto. En realidad, la mayoría no quiere cambiar, sólo quieren que cambien los otros.

El ejemplo del supermercado éxito francés es perfecto. Antes se quejaban de los supermercados chinos diciendo que estaban la mitad en negro, pero ahora que les bajaron las cargas a la mitad no dicen nada. Con este acuerdo, ellos también tienen en negro a la mitad de la gente, pero de forma legal digamos. ¡Acordate! A partir de este acuerdo, todos les van a pedir lo mismo al Gobierno. Hay que enfrentar la realidad. Es ilógico que el productor de manzanas que vende un cajón al precio que esa cadena vende un kilo tenga que ayudarlo.

EdB- ¿Y qué se podría hacer?

GBJ- Dejar que se fundan como les sucede a las pymes cuando intentan tener todo al día y no llegan por las absurdas cargas de impuestos de este país. También esas mismas pymes a veces se juegan al medio y los agarran los de la AFIP y las termina de fundir.

El tema es que nadie quiere pagar el costo político. Parece ser que si una empresa cierra, le va mal al país y no siempre es así. Se podrían recuperar un montón de negocios chicos si estos supermercados “éxitos” no estuvieran.

EdB- Pero hay muchísimas personas que se quedarían sin trabajo.

GBJ- Más empleados hay trabajando en las pymes pero a ellos no los defiende nadie.

EdB- ¿Nadie? ¿No existen organizaciones y cámaras que trabajen a favor de la defensa de las PyMEs?

GBJ- Hay que animarse a decirlo. En esas organizaciones, hay pocos que trabajan realmente. Deben defender aún más la camiseta de las pymes reales y sobre todo poner al país primero, al sector después, y al final los intereses particulares. Se mejoró mucho, lo reconozco, pero falta un largo camino de sinceramiento, es casi un maratón.

EdB- ¿Cómo está el sector textil?

GBJ- Complicado. Pasamos el abril más caluroso de los últimos 60 años. A eso, debemos sumarle la cantidad bestial de feriados en los primeros meses del año. El mostrador sigue sin levantar.

EdB- ¿Qué esperás para el futuro?

GBJ- Por lo pronto, esperamos que refresque. Quiero ver un país más normal. Las empresas quedaron tan mal después de tantos años de desidia que ahora ni la luz pueden pagar.Además, deben hacer trámites que son un laberinto. El Estado es un elefante que aplasta a las pymes y que ayuda a los que compiten deslealmente.

Existen dos frentes. En una punta, los supermercados que aprietan a los proveedores, que multiplican el costo por 10. A esos vamos a ayudar y a premiar “por su buen comportamiento” con nuestros impuestos. Del otro lado, las ferias que, si bien están más controladas, siguen haciendo lo que se les da la gana.

EdB- ¿Quiénes son los que proveen esas ferias?

GBJ- Basta con recorrerlas sólo un poco para darnos cuenta enseguida quiénes son los responsables. Lo que te digo siempre: dan clase de moral textil y amenazan a todos con esa vara creyéndose dueños de la verdad y la justicia. ¡Qué ridículos!

EdB- Ya nos tenemos que ir pero háblame un poco del contrabando en la Argentina.

GBJ- Esta situación la veo mejor, mucho mejor. A muchos se les terminó el juego, a la mayoría, no a todos. La frontera norte sigue siendo permeable. El Gobierno y las organizaciones deben poner foco en esa difícil zona.

EdB- ¿No crees que este problema se repite una y otra vez en la historia de la Argentina?

GBJ- Sí. En la Aduana está la clave desde que se fundó el país. Para bien o para mal, esto no va a cambiar. Para las pymes, el tema laboral y los impuestos son su columna vertebral. Es un tema urgente.

EdB- ¿Es verdad que ahora vas a responder las preguntas de nuestros lectores?

GBJ- Por supuesto. Yo me animo. Me pregunto si ellos se animarán. Estoy dispuesto a la polémica, a jugar el partido. Punto&Seguido tiene que comprometerse también a preguntarles a todos.

EdB- ¿Y si no nos responden como el presidente de la Federación Textil que parece estar siempre muy ocupado?

GBJ-Ya va a responder, de lo contrario, publiquen las preguntas. Vamos, vamos… ¡no es tiempo de tibios! El acartonamiento no lo vez en casi ningún otro país del mundo. Los número uno de verdad son personas sencillas y accesibles.

18 Comments

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *